Buscar
  • Juan Antonio Escobar

¿Qué son los "equipos ágiles"?

Cuando hablamos del concepto de “agilidad”, qué es lo que entendemos...


La gran mayoría de las empresas chilenas tienen un nivel de madurez digital que las posiciona saliendo de la zona de “principiante digital” y, comenzando a transitar hacia la de “intermedio digital” (estudio CCS y CORFO). En este contexto, acelerar la transformación digital es clave y uno de sus habilitadores es, el Modelo Operativo Ágil.

Cuando hablamos del concepto de “agilidad”, tendemos a pensar inmediatamente, en empresas que tienen incorporada, dentro de sus prácticas de trabajo, SCRUM y KANBAN o, algún método de desarrollo digital. Pero es más profundo que esto y, se relaciona con la velocidad de respuesta frente al cambio y la disrupción que encontramos en los entornos VUCA. Es imprescindible para estas organizaciones, desde su modelo operativo, estar preparados y contar con "equipos ágiles", para quienes el cambio es parte de su día a día. 

¿Cómo podríamos definir a los “equipos ágiles”? 

  1. Lo más trascendente dentro de los "equipos ágiles" es que al centro están las personas.

En este sentido, los “equipos ágiles” entienden que valores como respeto, colaboración y empatía hacia el otro, son fundamentales.


Reconocen que las personas tienen una vida más allá de la “célula”: familia, desafíos, sueños y la realidad de vida de cada uno, es considerada única. En resumen, entienden que los colaboradores son más que un rol dentro de la organización y, esto es clave.


2. Los "equipos ágiles" se caracterizan por aportar mucha energía a la organización y ser empoderados, esto quiere decir que, tienen la confianza de quienes representan el liderazgo más formal en la organización, toman sus propias decisiones y no esperan recibir órdenes para actuar y crear valor.


3. Siempre están alineados, en primera instancia definen un propósito. Es este propósito, el que los conecta, los moviliza, los hace navegar en un horizonte que es común y compartido. 


4. Desarrollan sus capacidades y competencias y lo hacen de forma creativa. No esperan tener todo planificado para construir valor, rompen el paradigma del miedo al error, lo asumen como una forma de aprendizaje.

5. Los "equipos ágiles", siempre están en crecimiento. Tienen la capacidad de entender cuáles son sus velocidades de creación de valor y, por lo tanto, en el contexto de una organización compleja, consideran la comunicación como un acto fundamental de crecimiento. 


6. Son conscientes que pertenecen a un todo. Cada acción de mejora está vinculada a mejorar el todo. Entienden que las personas, los equipos y las organizaciones necesitan mejorar continuamente.


7. Por último, a los "equipos ágiles" fluyen con acuerdos. Las reglas limitan y coartan la capacidad creativa.

Para orientarlos a activar esta metodología colaborativa de trabajo en sus equipos, queremos compartirles la dinámica de facilitación de “acuerdos NO reglas” que son parte nuestras actividades de capacitación y consultoría, que llevamos a cabo en nuestros proyectos.



  • CONSIGNAS MÍNIMAS 

A los participantes de nuestras dinámicas, les pedimos foco en el hacer, no en tener todas las respuestas. Queremos que expresen su creatividad, no coartando sus ideas, ya que son ellos quienes deben desarrollarlas. Declaramos que no tenemos todas las respuestas, y que es muy importante que el equipo se enfoque en descubrirlas.

  • CICLOS CORTOS

Pedimos a los equipos que compartan y desarrollen la primera idea que viene a su mente. Asignamos el tiempo justo y necesario para generar una o varias ideas (cantidad más que calidad), por lo tanto, la ejecución de nuestras dinámicas es en ciclos cortos de tiempo.

Cuando el ciclo es más largo, la idea es cuestionada y termina por perderse la fuerza inicial. En este sentido, el foco es levantar grandes volúmenes de ideas.

  • AUTO ORGANIZADOS 

Los “equipos ágiles” son auto organizados, no esperan recibir órdenes sólo instrucciones básicas. Apelamos al auto control colectivo, apostamos a que el sistema se autorregula solo.

  • DIVIDIR Y REPORTAR

Apuntamos a evitar los first movers, aquellas personas que, ya sea por su personalidad o su sesgo de autoridad, coartan las ideas del equipo. Siempre iniciamos con trabajos y enfoques que son individuales y luego, los compartidos.  Decimos que, el liderazgo en los "equipos ágiles" es situacional. No existen roles jerárquicos y, quien lidera es aquel que intenta resolver con el equipo situaciones complejas, de acuerdo con el tipo de problema que surja y, el nivel de experiencia de cada miembro.

  • INCREMENTAL 

La calidad es incremental, la perfección es enemiga de lo bueno. Vamos escalando funcionalmente desde el primer momento.

En primera instancia, es muy probable que no tengamos claro qué es lo que nuestros clientes quieren ni tampoco lo sepan ellos mismos. Nos involucramos en una invitación mutua a obtener feedback para, crear en conjunto, productos únicos y personaliza-dos.

  • MENOS, ES MÁS 

Bajo el principio de Pareto, nos enfocamos en ese 20% capaz de satisfacer el 80% de las necesidades.

  • SIEMPRE ENTREGAMOS 

Evitamos llegar con nada, siempre será mejor participar y recibir feedback. No nos quedamos sólo en la planificación, vamos por la ejecución. Es construcción hands on, aprendemos del error, porque sabemos que en el error hay mucho aprendizaje y, lo aprovechamos al máximo

  • NO RESTARSE

Nadie se queda atrás, siempre declaramos que nuestras experiencias de aprendizaje son co creadas, por lo tanto, el éxito de la experiencia es también, responsabilidad de todos los que participan facilitadores, colaboradores, profesores y alumnos.

  • MODO STARTUP

Finalmente, sumado a lo anterior, nos planteamos en modo STARTUP, como aquellas organizaciones que están siempre en un estado disruptivo, generando valor en ambientes extremadamente cambiantes.


En resumen, sabemos que los "equipos o células ágiles", incorporan en su día a día los marcos de trabajo SCRUM y KANBAN y, por lo tanto, tienen roles bien definidos.

Adicional, como características clave, estos equipos están conformados por personas dinámicas y que aportan mucha energía a la organización.

Son equipos empoderados, siempre alineados, persiguen un propósito, están en continuo desarrollo y son conscientes que pertenecen a un todo.

Los equipos ágiles prefieren fluir a través de acuerdos antes que por reglas impuestas.

Y tú organización,


¿está preparada para enfrentar los cambios de la cuarta revolución, de forma ágil?

Alonso de Córdova 5870, of. 1112

Metro Manquehue

Las Condes, Santiago, Chile

Fono: +562 2993 2733

  • Icono social de YouTube
  • Icono social Twitter
  • Icono social LinkedIn